«Gracias señor.

Gracias por darme la fuerza y la convicción para completar la tarea que me confiaste.

Gracias por guiarme directo y con confianza a través de los muchos obstáculos de mi ruta. Y por mantenerme resoluto cuando todo alrededor parecía perdido.

Gracias por tu protección y por tus muchas señales a través del camino.

Gracias por tu cualquier bien que haya podido hacer, y disculpas por el mal.

Gracias por la amiga que hice. Por favor cuida de ella, al igual que cuidaste de mi.

Gracias por permitirme descansar al final. Estoy muy cansado. Por ahora voy a descansar en paz. Sabiendo que he hecho lo correcto con mi tiempo en este mundo. He combatido bien. Termine la carrera. Mantengo la fe»

Denzel Washington
El Libro de Eli

Anuncios